Opciones para suelos de baño

En una reforma de baño se presentan muchas elecciones ante nosotros y debemos ser cuidadosos a la hora de escoger las piezas y los materiales. Siendo una de las estancias más concurridas de la casa, la correcta habitabilidad y funcionalidad del baño es algo primordial.

Por esta razón, comentaremos varias opciones disponibles para la base de lo que será nuestro nuevo baño o baño reformado, es decir, del suelo. Tiempo atrás, lo más normal era que el suelo del baño fuera de azulejos, pero actualmente el mercado dispone de varios materiales con los que recubrir el pavimento del baño. No obstante, empecemos por lo más habitual y ya mencionado.

El suelo de azulejos es el más sencillo pero tiene dos puntos fuertes, es económico y la humedad no lo daña. Si queremos que el suelo de nuestro baño nos dure un buen tiempo, esta es la mejor opción, además el tacto que ofrece es agradable y disponemos de una amplia gama de colores para elegir.

Otra opción muy bonita visualmente es la utilización de la piedra natural. Si nuestro baño es de estilo rústico, este será el suelo ideal, pero también será perfecto para un baño al uso. Al igual que el anterior, la humedad no es un problema para él, pero sí que su precio es mucho mayor, tanto el material como su colocación.

Seguimos con otra opción muy bonita a la vista, pero algo menos práctica para las actividades que se llevan a cabo en un baño. Hablamos de suelo de madera natural. Este, es un suelo que nos transmitirá calidez, pero en su contra tiene que es un material muy delicado, propenso a las ralladuras y a problemas con la humedad. Si queremos un suelo de madera para el baño, una buena alternativa es  el suelo laminado. Fabricado con materiales reciclados, sobretodo plástico, se le da un aspecto muy parecido a la madera y nos puede aportar ese toque rústico que estábamos buscando para nuestro baño.

Para finalizar, expondremos el material más considerado para el suelo del baño, el gres. Con este material acertarás seguro, ya que es extremadamente resistente a las humedades y su precio es mucho menor que el de los materiales mencionados anteriormente. Además de ofrecer un buen tacto para nuestros pies, hay varios tamaños y colores para elegir.

Si estas pensando en rehabilitar tu baño, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Nuestra experiencia y reformas integrales en Barcelona realizadas nos avalan y queremos ayudarte.